Los niños molestan

   Los niñ@s molestan, cada vez más.

    Parece que nos inclinamos hacia un mundo hecho por y para los adultos, donde los niñ@s quedan reducidos a espacios muy concretos y solo interesan como consumidores.

    Esto puede parecerte duro pero si te paras un poco a observar, puedes ver cómo se está convirtiendo en una triste realidad.

    Hemos perdido la perspectiva del niñ@ y solo queremos entender la del adulto.

    ¿Dónde está el respeto a la infancia?

    No hay un mundo de adultos y un mundo de niñ@s, es el mismo.

 

    Hace unos días veíamos con estupefacción como un medio de comunicación lanzaba una encuesta donde directamente preguntaba si estarías a favor de prohibir la entrada de niñ@s en restaurantes, vagones de tren u hoteles.

    El simple hecho de que se plantease ese debate en un medio de comunicación masivo, nos hizo saltar las alarmas porque llueve sobre mojado.

    ¿Es tolerable que se plantee a través de una encuesta, discriminar a un grupo de personas por su edad? Porque sí, son personas ¿y que no nos altere ni un ápice?

    En la noticia se llegaba a preguntar si estabas a favor de la “niñofobia”, como si el término existiera y fuese una patología a tratar.

    Y te diré que creo que el resultado es lo de menos, lo impactante es todo lo que conlleva el debate y la aceptación del mismo. Es la falta de respeto a la infancia.

    Si tecleas en Google “falta de respeto a la infancia” y echas un vistazo a los resultados verás algo que te sorprenderá tanto como a mí.

Búsqueda en Google falta de respeto a la infancia

Búsqueda en Google falta de respeto a la infancia-2

    ¿Cómo te quedas?

    La mayor parte de los resultados hacen referencia a justamente todo lo contrario. Incluso las búsquedas relacionadas sugieren la temática enfocada hacia los menores como pequeños delincuentes para los que tienes que aprender técnicas de autodefensa.

    Si analizas un poco las entradas puedes ver que están hechas para adultos que no entienden porqué sus hij@s no les respetan.

    ¿Encuentras algo que hable de los derechos de los más pequeños?

    Los niñ@s no tienen valores, no se comportan bien, no escuchan, no respetan, no son tolerantes.

¿Cómo es posible que acusemos a los más pequeños de no tener algo que no ven a su alrededor?

¿Dónde está nuestra responsabilidad?

    Ellos están aprendiendo y nosotros somos el reflejo en el que se miran.

    Pero los arrinconamos en “ghettos infantiles”, sin posibilidad de interactuar con los adultos y con el mundo.

    Les estamos diciendo que ellos no cuentan, que tienen poco que aportar a la sociedad.

    No les explicamos nada, no les escuchamos porque “qué van a saber elllos”.

Tenemos las librerías llenas
de cuentos y libros que nos hablan de las emociones pero no les enseñamos a gestionarlas, ni a distinguirlas y les decimos que no pueden sentirlas porque molestan
.

    Les acusamos cuando se comportan como niñ@s aunque es lo que son y tienen que ser.

    Es un juicio constante hacia su comportamiento, y las normas siempre las pone el adulto.

    Hay que “portarse bien” en los espacios construidos por y para los adultos y solo aceptamos a los niñ@s que acatan nuestras reglas. Y en cuanto podemos, los apartamos a otros espacios “que son para ellos”.

    Hay que hacer méritos permanentemente para ser aceptado. El amor y la confianza se sustituye por la meritocracia y parece que ser adulto sea habitar un privilegio.

Les exigimos constantemente, pero no hay respeto ni empatía hacia la infancia.

¿Cómo queremos que ellos lo tengan?

    Los niñ@s necesitan estar con otras personas con las que compartan intereses comunes, sean pequeñas o mayores.

    Necesitan tener referentes, sentirse queridos, protegidos y, sobre todo, comprendidos.

    No me cansaré de decirlo, estamos todos conectados y no es el más fuerte el que triunfa y sobrevive, es el que colabora.

    Entre todos, dependemos unos de otros para construir una sociedad sana y en paz, y los más pequeños tienen un papel fundamental.

    Necesitamos una sociedad respetuosa con los derechos y cuidados de la infancia para que sea una sociedad cohesionada y sana para todas las personas.

    Tenemos que conseguir que la amabilidad, la comprensión, la ternura y el respeto vuelvan a estar ahí, presentes para todos.

    Todos podemos elegir el tipo de persona que queremos ser para los demás. ¿Qué te parece si somos ese adulto que necesitabas cuando eras niñ@?

 

 

2 Comentarios

The Misia project

19-11-2021

Muchas gracias por tu bella reflexión Guadalupe🧡.

Guadalupe

18-11-2021

Que acertada reflexión!!! Es muy triste ver como se escapa de nuestras manos la empatia, cada vez se nos escapa mas el amor por el otro y mas cuando se trata de los pequeños, que en realidad, son los que vienen a recordarnos lo que es realmente ser “humanos”, ellos son los que deberían ponerse en la primera plana de la vida, ellos no han perdido el sentido que tiene la vida, ellos son los maestros en este mundo.
Cuantas “huellas de abandono” andamos por ahí caminando con traje de “adulto”…
Gracias Misia por hacernos reflexionar y poner estos temas a la mano de todos, ojalá se nos pegue algo positivo!!!

Me encanta tu trabajo :D

Deja un comentario

Los comentarios se aprobarán antes de mostrarse.

Search